Raúl Santiago García López


Raúl Santiago García López


jueves, 22 de mayo de 2008

El PP contrario a cumplir y hacer cumplir la Ley

Desde estas lineas, pido al PP que deje de utilizar la asignatura Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos para hacer oposición al Gobierno de Cantabria y al Gobierno de España, y le invito a Ignacio Diego a Iñigo de la Serna y a los presidentes autonómicos del PP a que cumplan con sus obligaciones institucionales, que cumplan y hagan cumplir la Ley Orgánica de Educación, que establece la obligatoriedad de dicha asignatura.

Muestro mi indignación por los contenidos formativos de los profesores de Educación para la Ciudadanía en la Comunidad de Madrid, y solicito a Ignacio Diego y a Iñigo de la Serna que demuestre su respeto por la Constitución, solicitando a Esperanza Aguirre que respete las leyes, su contenido y su espíritu.

Resulta realmente ofensivo que aquellos a los que se les llena la boca de Constitución y de patria cuando les interesa, se dediquen a torpedear de una manera tan burda una asignatura cuya obligatoriedad y contenidos están incluidos en una Ley Orgánica aprobada por el Parlamento español. Así es como demuestran Ignacio Diego, Iñigo de la Serna y los presidentes autonómicos del PP su respeto por la ley, por las instituciones y por los propios ciudadanos.

Demando de nuevo al PP que explique con qué parte de la Constitución o de la Declaración Universal de los Derechos Humanos no están de acuerdo, ya que ambas son la base de los contenidos de la asignatura.

Los ciudadanos tenemos derecho a conocer si los dirigentes a los que hemos elegido democráticamente ante las urnas tienen alguna objeción a las dos normas fundamentales en las que se fundamenta el sistema político del que nos hemos dotado, y por ello desde exijo a los dirigentes del PP que se dejen de demagogia y empiecen a explicar y a razonar su oposición a la asignatura.

Por más que se empeñen, Educación para la Ciudadanía es una asignatura que simplemente pretende dar a conocer a los estudiantes los valores en los que se basa nuestra democracia, valores como la igualdad, la libertad, la tolerancia, sin adoctrinamientos ni imposiciones.

Basta de demagogia y basta de mentiras, que lo único que demuestran es que en el PP hay determinados dirigentes, y entre ellos, al parecer Ignacio Diego, Iñigo de la Serna y Esperanza Aguirre, que no se encuentran a gusto en un país en el que todos los ciudadanos somos iguales por ley, y en el que nadie puede ser discriminado por su género, religión y opción sexual.

Por último, quiero recordar que Educación para la Ciudadanía es una asignatura que se imparte en la mayoría de los países de la Unión Europea, y que en 2002 el Gobierno de Aznar y el PP apoyaron en la UE la implantación de esta asignatura para alcanzar una sociedad más libre, justa e igualitaria.

No hay comentarios: